• Imprimir
  • Añadir a favoritos

Más información

Partners for Sustainability – Together for a Sustainable Future (Socios para la sostenibilidad: juntos para un futuro sostenible) es el título de la convención organizada por Lavazza y celebrada el pasado 26 de octubre en la Sala Blu del centro de exposiciones de Lingotto (Turín). Se trató de una oportunidad para reunir a todos los implicados en el proyecto ¡Tierra! y discutir el significado de sostenibilidad y cómo implementarla de forma eficaz.

A la reunión, moderada por el reportero Oliviero Bergamini, asistieron Giuseppe Lavazza, vicepresidente del Grupo Lavazza; Carlo Petrini, fundador y presidente de Slow Food; y Daniel Katz y Ana Paula Tavares, representantes de Rainforest Alliance, la ONG americana, que celebra su 25º aniversario y con la que Lavazza lleva colaborando una década, desde el lanzamiento del proyecto ¡Tierra!

«El crecimiento debe ser sostenible, por el bien de las generaciones futuras». Carlo Petrini está firmemente convencido de que las empresas que creen sinceramente en la sostenibilidad y son fieles a sus valores, como es el caso de Lavazza y su proyecto ¡Tierra!, solo pueden tener efectos positivos, tanto en términos económicos como de perfil.

En este sentido, ¡Tierra! se ha convertido en un modelo imitable y es hoy un ejemplo real de desarrollo sostenible.

El término que se oyó con más frecuencia en la discusión fue «alianza», en el sentido de relación beneficiosa y empresa conjunta entre quienes comparten objetivos y acciones.

Un ejemplo de esto es el modelo de Rainforest Alliance, que en 1987 se embarcó en un diálogo con negocios y multinacionales, utilizando la comunicación para obtener resultados reales.

La validez de su enfoque se ve confirmada por las estadísticas, como nos recordaron Daniel Katz y Ana Paula Tavares, embajadores internacionales de Rainforest Alliance. «Construir puentes para construir soluciones» fue el tema en que se centró su ponencia, que subrayaba cómo – además de ciertos negocios informados, que incluían al gigante del café turinés – aún hay «dinosaurios corporativos» que no ven que las alianzas entre empresas, organizaciones y ciudadanos de a pie son la clave para crear un planeta sano para las generaciones futuras.

Giuseppe Lavazza recordó las fases de la historia de Lavazza hasta la creación de la Fundación Giuseppe y Pericle Lavazza y el proyecto ¡Tierra!, subrayando el respeto que la empresa ha mostrado por la gente y el medioambiente desde su formación.

Al dar oportunidades a las comunidades productoras de café en los seis países incluidos en el proyecto ¡Tierra! para ser autosuficientes, ha convertido el «respeto» en el término clave de su éxito.

La convención supuso, asimismo, la oportunidad de recordar los pasos de la reciente iniciativa ¡Tierra! en Tanzania, donde en paralelo con la formación habitual ofrecida a los caficultores y la implementación de esquemas piloto para mejorar la forma de cultivar café, en julio de 2012 se inauguró la guardería MaseRing Nursery School en colaboración con la asociación infantil Kirua Children Association.

Como con los proyectos anteriores, la construcción de la escuela y las iniciativas organizadas en Tanzania disfrutaron de un excelente biógrafo, el fotógrafo Steve McCurry, que tomó las fotos del país africano presentadas durante el Salone.